Boxeo

Imagen de 1991. El mejor boxeador del mundo
¡Habla memoria!

1991. El mejor boxeador del mundo

Julio César Chávez, un mexicano durísimo que al momento de la publicación de esta nota ostentaba un récord de 74 victorias en la misma cantidad de combates y había sido campeón mundial tres veces.

Imagen de 1984. ¿Qué es Lectoure?
¡Habla memoria!

1984. ¿Qué es Lectoure?

Ernesto Cherquis Bialo reflexiona sobre una figura fundamental de la historia del boxeo argentino y se pregunta si Tito Lectoure ¿Es un lírico? ¿Un insensible? ¿Un apasionado?

Imagen de Firpo - Dempsey... aquel 14 de septiembre
¡Habla memoria!

Firpo - Dempsey... aquel 14 de septiembre

11 años después de “La pelea del siglo”, Félix Frascara recoge el testimonio de Horacio Lavalle, el segundo principal de Firpo, sobre las intimidades y secretos de aquel día legendario de 1923. Con fotos inéditas.

Imagen de 1991. Holyfield – Foreman: un peleón
Las Crónicas de El Gráfico

1991. Holyfield – Foreman: un peleón

Holyfield retuvo su título mundial pesado al superar por puntos, en fallo unánime, a George Foreman tras doce rounds de gran intensidad. Había sido presente como ¨La batalla de las edades¨.

Imagen de 2007. Roña Castro 100x100
Las Entrevistas de El Gráfico

2007. Roña Castro 100x100

Personaje total más allá del boxeo, Locomotora repasa sus momentos sublimes y los otros. Su pasión por la velocidad, una acusación de tongo y aquella obra maestra para poner KO a Jackson.

Imagen de Querido enemigo
¡Habla memoria!

Querido enemigo

El boxeo ha ofrecido rivalidades inolvidables. Pero detrás de aquellas grandes peleas hay historias de vida. Hombres que se midieron a cara o cruz en un ring y que, sin embargo, en muchos casos, fueron grandes amigos.

Imagen de 8 de Noviembre de 1994, Foreman Campeón Mundial
La Tapa

8 de Noviembre de 1994, Foreman Campeón Mundial

El gran boxeador consiguió la hazaña histórica de ser Campeón del Mundo a los 45 años tras vencer a Moorer por nocaut en el 10° round. Y así, luego de 20 años, recuperaba el cinturón.

Imagen de Golpe al corazón
¡Habla memoria!

Golpe al corazón

La historia de quien fue uno de los grandes campeones del boxeo argentino. Amaba la velocidad, la adrenalina, el peligro. Vivió vertiginosamente y murió a los 31 años en un dramático e inexplicable accidente.

Imagen de 1946. Hay que creer en Kid Cachetada
Las Crónicas de El Gráfico

1946. Hay que creer en Kid Cachetada

El mendocino Francisco Antonio Lucero, destacado boxeador medio pesado de la época, derrotó a Guillermo López boxeando con habilidad e inteligencia en el Estadio Luna Park de Buenos Aires.

Imagen de 1952. Ganó Gatica a Rizzo, pero...
Las Crónicas de El Gráfico

1952. Ganó Gatica a Rizzo, pero...

La sorpresiva derrota sufrida en enero frente a Clarence Sampson sembró dudas sobre la posible vuelta del ídolo al primer plano mundial. Fue victoria ante Armando Rizzo por KO técnico pero sin despejar las dudas.

Imagen de 1973. Dime profeta Alí… ¿Tu final está cerca?
Las Crónicas de El Gráfico

1973. Dime profeta Alí… ¿Tu final está cerca?

Final con polémica en Inglewood. Alí le ganó por puntos a Ken Norton, aunque para muchos resultó ser una decisión injusta. Cassius Clay insistía en que había un nuevo Mahummad Alí.

Imagen de 1973. ¨La historia de mi vida¨ Por Nicolino Locche
¡Habla memoria!

1973. ¨La historia de mi vida¨ Por Nicolino Locche

El campeón del Mundo repasa su exitosa carrera, el brillante triunfo ante Fuji que lo consagró, el regreso a Buenos Aires, la lesión que más lo complicó en una pela y sus combates más destacados.

Imagen de 1973. ¨Les cuento mi verdad de mi pelea con Firpo¨
Las Crónicas de El Gráfico

1973. ¨Les cuento mi verdad de mi pelea con Firpo¨

Por Jack Dempsey, a 50 años de la emblemática pelea que marcó al boxeo, uno de los protagonistas cuenta su versión de los hechos. Para la historia quedará como una de las injusticias más grandes del boxeo.

Imagen de Ahora vaya, pegue y gane
¡Habla memoria!

Ahora vaya, pegue y gane

Las esquinas de los rings guardan recuerdos maravillosos de peleas ganadas por la sabiduría de los entrenadores, así como también anécdotas de segundos poco preparados para acompañar a los boxeadores.