INFORME

La leyenda de "Los Cebollitas"

- por Redacción EG: 19/01/2018 -

Argentinos Jrs, cuna de cracks, significó el primer equipo de Maradona. Aquella recordada categoría 60 fue campeona, rompió récords y viajó desplegando potrero en cualquier cancha. Luego, los años harían de cada integrante una historia diferente.


Si el término “Semillero del Mundo” le pertenece a Argentinos Juniors, gran parte de la marca registrada se la debe a los Cebollitas. El equipo, categoría 60, es el símbolo del potrero argentino. Se lo recuerda como el primer paso de la escalera al cielo de Maradona.

Diego apenas tenía 10 años cuando se acercó a probarse al predio de Argentinos Juniors. Lo acompañó Goyo Carrizo, un amigo de Villa Fiorito, y quien también sería parte del recordado equipo. Se tomaron dos colectivos y fueron las figuras de la práctica que supervisaba Francisco Cornejo. Él sería justamente el entrenador y a quien se lo considera el “descubridor” de Maradona.

El salto de calidad llegó con los últimos integrantes en llegar. El equipo categoría 60 ya existía, pero recién se preparaba para ingresar a los torneos de infantiles bajo la dirección técnica de Francis Cornejo. Fue él quien los llamó Cebollitas –según confesó varios años después- porque eran todos chiquititos. El seudónimo fue una manera de no utilizar el nombre del club para los Torneos Evita, ya que ellos no representaban a Argentinos. De todas maneras, los Cebollitas siguieron su recorrido en La Paternal y varios de ellos debutaron en Primera: Carabelli, Lucero, Delgado, Dalla Buona, Chammah, Carrizo y Chaile. El arquero Ojeda, Trotta, Montaña y Duré, importantes en aquellos primeros años, en cambio, se quedaron en el camino. En total, alrededor de veinte chicos integraban el equipo de los Cebollitas.

Los Torneos Evita fueron las pruebas más tangibles de su nivel. En el 73´ debutaron con un muy buen papel en la zona Buenos Aires. En el último partido se impusieron 5-4 con tres goles de Maradona ante Banda Roja (luego integrantes de las inferiores de River). Sin embargo, meses después tuvieron que viajar a Río Tercero, Córdoba, a disputar la instancia final contra otras provincias y el resultado no fue el esperado. Empataron 2-2 vs. Santiago del Estero y luego quedaron eliminados por penales.

El hambre insaciable de los chicos lo llevó, un año después, a obtener el certamen que antes se les había negado. En la final, el rival fue San Telmo, equipo que contaba con Marcelo Tinelli como lateral derecho. En aquel encuentro, los Cebollitas vencieron por 7-2 y levantaron el título que tenían pendiente.

También fueron campeones en las infantiles del Bicho, tanto en Novena como en Octava. Estuvieron 136 partidos invictos, récord que perdieron en la novena fecha ante Ferro. Como si fuera poco premio, se dieron el lujo de viajaron a Perú y a Uruguay por compromisos futbolísticos. Una verdadera revolución en el fútbol amateur de aquel entonces.

Los años siguientes no fueron iguales para todos. Mientras el Diego pasaba a Boca y su carrera ascendente no frenaba, otros elegían caminos alternativos. Daniel Polvorita Delgado, su aliado futbolístico, es representante de jugadores; Goyo Carrizo continúa viviendo en Villa Fiorito; y Dalla Buona tuvo una fugaz experiencia en el Sabbadell de España sin trascender.

El caso paradigmáticamente opuesto al del 10, es el del ex entrenador. Cornejo falleció en 2008 a causa de una leucemia, con una vida económica sumamente complicada y sin familia. “Yo a Maradona no le pido, le agradezco. Yo ya me siento pagado por haberlo visto”, expresó en una entrevista. Como un padre futbolístico, lo fue llevando de a poco y lo empezó a poner en categorías superiores. Recordadas son sus historias, en las que lo inscribía como Montanya, para que en la planilla los rivales no lo reconocieran.

A los 16 años, Diego pasó al plantel de Primera y otros compañeros se fueron alejando del club. Habían pasado sólo seis años desde el inicio de los Cebollitas. Pero sin su capitán y mejor jugador, no podían seguir. Desde ahí quedó, en la retina de los nostálgicos y la memoria de los más grandes, el equipo de potrero más recordado de la historia.

Formación habitual:
Ojeda; Trotta, Chaile, Chammah, Montaña; Lucero, Dalla Buona, Maradona; Duré, Carrizo y Delgado.


Pedro Molina (2014)

Por Redacción EG: 19/01/2018

Para seguir leyendo:

20 de febrero de 1973: Argentina le gana a Alemania

En tapa todo el plantel del Seleccionado nacional que logrará un triunfo histórico en Munich 3 a 2 frente a Alemania Federal, quien poco más de un año después sería Campeón Mundial.

Los arqueros x Juvenal: Pibona Alterio

Julio César Pascuato, quien firmaba como Juvenal, nos cuenta anécdotas de uno de los arqueros más pintorescos de nuestra historia: Eduardo Alterio, el primero que hizo un gol en el profesionalismo.

1940. Un siglo en pequeñas historias

Repasamos lo más importante de la publicación durante ese año. En la foto se puede ver a Josefina Marin, destacada patinadora del club River Plate.

La noche más dramática del fútbol

16.11.1977. Lanús y Platense definen por penales el descenso a la B. Patearon 22, ganó Platense, pero todo no terminó ahí. La crónica del día que Dios y el diablo jugaron un juego inolvidable.

Escándalo en Brasil: jugador golpea al alcanzapelotas

Finalizaba un clásico caliente entre Comercial y Operario, y el local se encuentra con el gol del triunfo. Jeferson Reis, de Operario, reaccionó de manera lamentable con un juvenil que oficiaba de auxiliar.

Agüero a las piñas tras la eliminación

Sorpresivamente el City de Guardiola quedó fuera de la FA cup tras caer con el Wigan, de la 3ra división. Un hincha provocó a Agüero en el final y el Kun reaccionó a las trompadas.

Gol en contra estilo Tres Chiflados hunde al Inter

Mirá el desopilante gol en contra que se hizo el Inter frente al Génoa. Un defensor quiso rechazar pero el balón le pegó a Ranocchia que la metió en su arco. El equipo de Icardi se aleja de la punta.

1996. Bossio anota el primer gol de jugada de arquero en la historia

El arquero de Estudiantes Carlos ‘Chiquito’ Bossio empata de cabeza en la última jugada frente a Racing. Fue la primera vez que ocurrió en el futbol argentino en toda la historia.

1949. Eduardo Lausse, actor

El boxeador argentino Eduardo Lausse, disfrazado de cartero, en una escena de la película “Su última pelea” junto al actor Armando Bó. El Zurdo fue uno de los mejores medianos de la historia argentina.