RUGBY

El balance de Creevy

- por Redacción EG: 28/11/2017 -

El capitán de los Pumas analizó, a través de sus redes sociales, el difícil año que tuvo el seleccionado argentino.

El sábado, con la derrota como visitante ante Irlanda, los Pumas cerraron un 2017 muy complicado, donde solo ganaron 2 partidos (ante Georgia en junio y ante Italia en noviembre) y perdieron 10. Todas las derrotas fueron ante equipos del Tier 1 pero, además de los malos resultados, el equipo dirigido por Daniel Hourcade estuvo muy lejos del nivel de juego que supo alcanzar en el Mundial de Inglaterra 2015, donde llegaron a las semifinales.

Uno de los puntos más destacados del equipo fue su capitán, Agustín Creevy, que mantuvo un nivel alto y parejo durante todo el año. Ayer, a través de sus redes sociales, el hooker publicó un texto en donde hace un balance de la temporada y analiza el difícil momento del equipo:

 

Fin de la gira de noviembre y fin de un año muy intenso, de mucho vértigo, diversas vivencias, de transitar distintas emociones, pero todo sirvió para ganar experiencia. A pesar del año inestable que pasamos a nivel de resultados logramos mejorar ciertos aspectos del juego, por supuesto que esto es difícil de ver ya que a todos nos gustan los resultados expresados en triunfos. A este equipo le toca transitar por un proceso de cambio de sistema, sobre el cual vamos construyendo a medida que vamos recorriendo el camino. Ningún otro equipo paso por esto antes, es la primera vez en el rugby argentino, y asumimos la responsabilidad con mucho compromiso, trabajamos incansablemente para lograr los objetivos planteados, entendemos que todavía nos falta, es duro para nosotros, pero creemos en esto. Quiero destacar al equipo, estoy orgulloso de ser parte. Siempre nos sentimos acompañados, gracias por llenar las canchas, por las demostraciones de cariño, por los saludos en la calle, por tantos mensajes de aliento, las criticas constructivas, por el interés y apoyo siempre. Se vienen vacaciones. Buen fin de año para todos.

A post shared by Agustin Creevy (@agustincreevy) on Nov 27, 2017 at 7:51am PST


 

Por Redacción EG: 28/11/2017

Para seguir leyendo:

16 de febrero de 1999, caricaturas de los mejores

Estaba a punto de empezar el Clausura 99 y EL GRAFICO caricaturizó a las figuras de los cinco grandes: Palermo, Gallardo, Cambiasso, Latorre y Gorosito. Boca se quedaría con el aquel campeonato.

1991. Les cuento todo lo que sentí

Luego de jugar 9 años en Europa, Ramón Díaz volvió a River y con sus propias palabras le contó a EL GRAFICO como vivió su noche soñada frente a Rosario Central. Doblete para el 2 a 1 del Millonario.

1997. Central apabulló a Newell´s

El clásico rosarino del Apertura 1997 quedó en la historia, fue la tarde donde brilló Central y ganó por 4 a 0. El partido se terminó antes de tiempo porque Newell´s tuvo 4 expulsados y un lesionado que no pudo seguir.

1934. Boca Juniors se consolida en el campeonato profesional

Un triunfo de Gimnasia en 1929 sobre Boca había generado una rivalidad entre estos dos equipos. Chantecler asistió al encuentro entre Xeneizes y Triperos de 1934 donde Boca comenzaría a encaminarse hacia el título.

15 de febrero de 1983 ¡Estudiantes Campeón!

El Estudiantes de Bilardo se consagró campeón del Metropolitano del 82 –finalizó en febrero del 83- y así consiguió su segundo título a nivel nacional. Brown, Ponce y Gottardi festejan la conquista.

2002. Goles y violencia en Liniers

Vélez y San Lorenzo empataron 3 a 3 en el Apertura del 2002, lo más destacado fue la expulsión de Gastón Sessa, quien posteriormente agarró del cuello al árbitro del partido y se fue pateando los carteles.

1951. La segunda final

¡Racing tricampeón! Luego de empatar sin goles en el primer partido de la definición del Campeonato de Primera División de 1951, la Academia venció a Banfield por 1 a 0 y se consagró.

1932. La viveza criolla de nuestro fútbol

A comienzos de la década del 30, Chantecler ya veía que en nuestros campos de fútbol la creatividad abundaba, en esta nota detalla algunas jugadas que generaron gran impacto en la época.

14 de febrero de 1941, el nadador José María Durañona

El destacado nadador argentino había tenido un gran 1940, estableciendo récords y ganando competencias. Siete años más tarde participaría de los Juegos Olímpicos de Londres.