FúTBOL ARGENTINO - PRIMERA

Alfaro prueba pensando en Independiente

- por Redacción EG: 24/08/2017 -

El entrenador de Huracán mantiene algunas dudas de cara al debut en la Superliga, principalmente en la defensa.

Gustavo Alfaro

El director técnico de Huracán, Gustavo Alfaro, tiene dos dudas en el equipo que el próximo sábado visitará a Independiente en el debut de la Superliga.

El defensor paraguayo Saúl Salcedo todavía no recibió la habilitación por lo que, en caso de que no llegue, en su lugar jugaría Carlos Matheu, otro de los refuerzos del Globo para esta temporada.

La otra duda pasa por la posición de Lucas Villalba, quien tiene posibilidades de jugar en su puesto habitual de lateral izquierdo o de mediocampista.

Si Alfaro lo ubica como marcador de punta, en el mediocampo debutará Adrián Calello, octavo y último refuerzo, mientras que si el ex Independiente es volante el que ingresa a la defensa sería Carlos Araujo.

El resto del equipo está más claro dado que Marcos Díaz será el arquero, Christian Chimino ocupará el lateral derecho, Martín Nervo será uno de los zagueros; la mitad de cancha la completarán Ignacio Pussetto por derecha, Lucio Compagnucci por el centro y Alejandro Romero Gamarra por izquierda; y en la delantera estarán Ramón Abila y Fernando Coniglio.

Entonces, la formación de Huracán sería con Díaz; Chimino, Nervo, Matheu o Salcedo y Villalba o Araujo; Pussetto, Compagnucci, Calello o Villalba y Romero Gamarra; Abila y Coniglio.

Alfaro no podrá contar para este partido con Mauro Bogado (suspendido) ni con los lesionados Federico Mancinelli, Pablo Álvarez (lesión muscular en el bíceps femoral de la pierna derecha), Mariano González (lesión en el gemelo interno de la pierna izquierda), Patricio Toranzo (lesión muscular en el soleo) y Julio Angulo (molestia muscular en el soleo interno de la pierna izquierda).

El plantel volverá a los entrenamientos mañana desde las 9.30, a puertas cerradas, y luego quedará concentrado de cara al partido ante Independiente que se jugará desde las 20.05 en el estadio Libertadores de América con arbitraje de Patricio Loustau.

Fuente: Télam.

Por Redacción EG: 24/08/2017

Para seguir leyendo:

La leyenda de "Los Cebollitas"

Argentinos Jrs, cuna de cracks, significó el primer equipo de Maradona. Aquella recordada categoría 60 fue campeona, rompió récords y viajó desplegando potrero en cualquier cancha.

1953. Real Madrid 0 - 6 Independiente, la hazaña inolvidable

Los Diablos Rojos de Avellaneda sorprenden al mundo y le hacen media docena de goles al equipo más poderoso del planeta en su propia casa.

Torneo de Verano: A los botinazos

Encuentro entre Banfield y Newell´s. A Bertolo no lo dejaban regatear sin dejarle una patada de regalo. Se cansó y le tiró con el calzado a su ex compañero Brian Sarmiento.

El increíble golazo de Neymar. ¿El mejor del siglo?

El brasileño metió 4 goles en el 8 a 0 del PSG frente al Dijon, pero hubo uno que la agarró en mitad de cancha y esquivó a todos para dejar al mundo con la boca abierta. Asombroso.

Después de escuchar a esta piba te vas a hacer hincha del Sevilla

A ojo de buen cubero, la mayoría de los argentinos simpatizamos con el Barcelona, pero al escuchar cantar a Pilar Bogado el himno del Sevilla vas hacer un lugar en tu corazón para el equipo andaluz.

1991. Un Maestro debuta en Boca

Óscar Washington Tabárez, en su debut como DT de Boca, le gana a Racing 2 a 1 en Mar del Plata. Invicto en el Clausura 91 (perdió la final con Newell's), saca a Boca campeón en el Apertura 92.

Pateó desde 45 metros y la clavó al ángulo

Este golazo ocurrió en el encuentro entre Villarrobledo y Ontinyent por la Copa Real Federación Española de Fútbol. Acevedo marcó uno de los goles del año sin lugar a dudas.

1987. El fabuloso Independiente 3 - 3 Boca

Los espléndidos seis goles del empate entre Independiente y Boca. Ese clásico jugado en Avellaneda el 8 de noviembre fue considerado como uno de los partidos del año.

Todos amagan, nadie patea. ¡¿Quién va a hacer un gol así?!

En un partido del torneo Copinha 2018, en Río de Janeiro, los juveniles del Santos confundieron la jugada preparada en un tiro libre y nadie tocó la pelota. Insólito.