ONSIDE

Belén Pérez Maurice, pim, pum, pam

- por Redacción EG: 04/07/2016 -

La esgrimista olímpica en respuestas cortitas y... touché.

En mi iPod suena... de todo: ópera, Agapornis y Los Fabulosos Cadillacs. 

Cuando me enojo... me retraigo y lloro.

Tuiteo sobre... mi deporte, que lo adoro, en mi cuenta: @belen_esgrima.

Los mejores lugares que conocí por trabajo son... Islandia, Turquía y Roma.

En internet me engancho con... series en Netflix. Ahora, estoy con The Originals.

Mi comida preferida es... el asado.

Mis bebidas favoritas son... la soda y el vino blanco dulce.

Mi defecto es... ser testaruda.

Pocos saben sobre mí... que me gusta estar con mis gatos todo el día.

No entiendo nada sobre... arte.

Detesto... el anís y, por otro lado, a la gente falsa.

Amo... la honestidad, que es para valorar; y a los animales, por supuesto.

No me puede faltar... la comida.

Mi lugar en el mundo es... donde esté la gente que quiero.

Le tengo miedo a... los espíritus.

No duermo sin antes... leer.

Mi sueño es... ganar una medalla olímpica.

No negocia la actitud
Nació 12 de julio de 1985 en San Nicolás, aunque se mudó desde chiquita a Capital Federal. Al igual que sus dos hermanas, su primer nombre es María. Pero ella prefiere que solo la llamen por su segundo: Belén. “Empecé en la esgrima por mi mamá que hacía florete, y el que me convenció a desarrollarme en la actividad fue mi maestro, mi entrenador, Lucas Saucedo. El iniciaba una escuelita en mi club, Círculo Militar, y a los 13 años ya me veía condiciones”, dice la dama de 30 años que compite en sable.

Fue la única esgrimista argentina en los Juegos Olímpicos de Londres 2012, y también será la única en representar al país en los de Río de Janeiro 2016. “Me propuse un objetivo ambicioso: meterme entre las ocho mejores en los Juegos. Resultará difícil, pero no imposible”, asegura.

“Lo que realices en esta vida, que haga eco en la eternidad”. Esa es la frase de cabecera que utilizan junto a su entrenador; la misma que hace valer en cada una de sus presentaciones.

Nota publicada en la edición de junio de 2016 de El Gráfico

Por Redacción EG: 04/07/2016

Para seguir leyendo:

1997. Chila ahorca al Muñeco

Una imagen impresionante: José Luis Chilavert de Vélez, presiona el cuello de Marcelo Gallardo, el gesto de desesperación del volante de River lo dice todo. Un disparate que el árbitro no vio.

El recuerdo de Albérico Zabaleta

Antes de morirse joven y de ser llorado por todo el fútbol argentino, "Beco" dejó muchos goles y cinco títulos amateurs para Racing Club. Falleció tras un puntapié en un riñón en un partido frente a Tigre.

2000. Boca 3 – River 0, la noche perfecta

Con la ventaja en el partido de ida, River especula y le fue como le tenía que ir. Boca, con un Román soberbio, pasa a semifinales de la Copa, el día del gol milagroso de Palermo. Fotos, crónica y video.

20 de Noviembre de 1920, "Juegos de brisa"

El viento como protagonista de la osada foto que llegó a portada. Una mujer posando con simpatía frente a la cámara en una búsqueda estética del retrato de la incipiente publicación. LA TAPA

2000. River 2 – Boca 1

Nueve años después vuelven a verse las caras River y Boca por Libertadores. Más efectivo que brillante el equipo de Gallego derrota al de Bianchi, a pesar de la magia de Riquelme. Crónica, fotos y video.

19 de Noviembre de 1948, “La Buenos Aires – Caracas” fue para Marimón

El Gran Premio de la América del Sur del Turismo Carretera, competencia de carácter internacional que organizó el automóvil club argentino, fue para el piloto de Chevrolet.

Mitad gaucho, mitad duque...

El poeta folclórico Víctor Abel Giménez, firme difusor por décadas de la cultura nativa, pinta en verso con certero trazo gauchesco, la personalidad del gran Leopoldo Jacinto Luque.

1991. La fiesta de Boca en el Monumental

#18 Superclásico por Copa. El equipo de Tabárez marca diferencias una vez más sobre el de Passarella, derrotándolo 2-0 en el Monumental con doblete de Batistuta. Crónica, fotos y video.

18 de Noviembre de 1986, Independiente y Bochini

El mejor jugador de la historia de Independiente y uno de los mejores 10 de la historia del fútbol argentino, cumplía 500 partidos oficiales con la casaca del Rojo el día 16 en el empate ante Vélez.