La jornada está aquí

Se terminó el sueño de Argentina en la Copa América

Por Redacción EG · 02 de julio de 2019

La Selección jugó el mejor partido en la competición, pero no pudo superar a Brasil, que terminó ganando 2 a 0 con goles de Gabriel Jesus y Firmino. El travesaño y el palo impidieron que Argentina pueda convertir.

La lógica no existe en el fútbol, y hoy se plasmó. Cuando a priori se esperaba que Brasil supere ampliamente a Argentina, tanto en juego como en resultado, esto no ocurrió. Es más, la Selección jugó su mejor partido en la Copa América, fue un equipo ordenado, intenso, que presionó en todos los sectores del campo de juego, que no se desordenó –tal como se pudo ver en los primeros partidos frente a Colombia y Paraguay- pero no alcanzó para poder superar al rival en el marcador y el sueño de Argentina se quedó en semifinales. Brasil, por su parte avanza a la final, sin recibir ni un solo gol en contra en los 5 partidos que lleva disputados.

Los primeros minutos fueron parejos, Brasil no dominaba como se esperaba que podía hacer y de hecho Argentina tuvo la situación más clara con un gran remate de Leandro Paredes que pasó muy cerca del ángulo superior derecho del arquero Alisson.

El primer golpe certero lo dio el local, a los 19 minutos de la etapa inicial, luego de una jugada destacable de Dani Alves, que dejó a varios defensores argentinos en el camino, le cedió la pelota a Firmino, que estaba abierto por derecha y el delantero del Liverpool la cedió para Gabriel Jesus que estaba solo bajo el arco y solo la tuvo que empujar.

Gol de Gabriel Jesus. Brasil 1 - 0 Argentina

 

Gol de Gabriel Jesús

 

 

Las acciones siguieron de la misma manera, Argentina intentando con sus armas alcanzar el empate, los volantes estaban presionados y no podían jugar cómodos, pero aun así lograron encontrar a Messi en algunas situaciones donde el 10 logró encarar frente a una defensa brasilera firme que no lo dejaba hacer su juego. Igualmente, el rosarino tuvo un buen desempeño, se hizo dueño de la pelota cuando pudo y cuando no, lo hicieron sus compañeros. Rodrigo de Paul y Leandro Paredes pidieron todas las pelotas e intentaban conectar con los delanteros, quienes volvieron a mostrar sacrificio a la hora de presionar a la defensa rival y no dejarlos salir cómodos.

Lo más destacable del primer tiempo fue un cabezazo de Agüero que dio en el travesaño, lo que pudo ser el empate para Argentina y también el resultado más justo por como se venía dando el juego.

La segunda mitad comenzó con el equipo de Scaloni intentado llegar al empate por todas las vías, si bien no se encadenaban jugadas con 4 o 5 pases, las intenciones estaban, la entrega de los jugadores es irreprochable. El empate estuvo cerca nuevamente, cuando Messi disparó de zurda, fuerte al primer palo y justamente el poste fue el que evitó el gol. También un tiro libre ejecutado por la Pulga pudo haber sido gol, pero el arquero del Liverpool estuvo brillante y sin dar rebote capturó la pelota que tenía como destino final la red.

Con el correr de los minutos, el nerviosismo argentino comenzó a aparecer y la precisión a desaparecer. El ingreso de Di María no fue productivo –como todos sus minutos jugados en esta Copa América- nunca logró tomar una decisión criteriosa, lo mismo sucedió con Lo Celso que ingresó en lugar de De Paul, que venía teniendo un buen partido. Y así corrían los minutos, hasta que a los 26 del segundo tiempo y luego de una caída de Agüero dentro del área, salió la contra de Brasil, ni Pezzella ni Otamendi pudieron frenar a un veloz Gabriel Jesus que ingresó al área por izquierda y sin ningún obstáculo delante le sirvió el gol a Roberto Firmino, que definió con el arco solo.

Gol de Roberto Firmino. Brasil 2 - 0 Argentina

 

Gol de Firmino

 

Los últimos minutos fueron de desconcierto, algunas entradas fuertes, cruces entre argentunos y brasileros y no mucho más. Una jugada polémica dentro del área que el árbitro Zambrano –de pésimo partido- no revisó en el VAR. Cuando en un córner a favor de Argentina, Otamendi recibió un golpe en el pecho que podría aunque sea haber sido revisado, pero el juez ecuatoriano consideró que no debía ser analizada. Era penal para Argentina. Pero los errores de Zmbrano fueron varios, el primer tiempo sobre todo, donde todas las jugadas divididas fueron cobradas para Brasil. Igualmente no fue determinante el árbitro, sino más bien la calidad individual de Brasil que en dos jugadas pudo resolver el partido.

Argentina debe quedarse con la actitud de este partido, para muchos esta fue su primera competición importante vistiendo la camiseta de la Selección, que carga con la mochila de llevar 23 años sin poder dar una vuelta olímpica, pero hubo jugadores que estuvieron a la altura, que son la renovación que tanto se necesita.

Lo que viene es el partido por el tercer puesto, será el próximo sábado 6 de julio a las 16 horas en San Pablo, el rival se conocerá mañana y será quien pierda el partido entre Chile y Perú. Por su parte, Brasil jugará la final frente al ganador de ese partido y será el domingo 7, a las 17 horas en el Estadio Maracaná.

Resumen del partido

 

Brasil 2 – 0 Argentina

 

 

Por Lautaro Toschi.

Imagen de Jornada para el olvido en la Davis
La jornada está aquí

Jornada para el olvido en la Davis

Argentina cayó sin atenuantes por 3 a 0 frente a Alemania y sus chances de pasar a cuartos de final son difíciles. Ninguno de los integrantes del equipo estuvo a su nivel y la derrota fue categórica.

Imagen de Los días de Diego en Gimnasia
La jornada está aquí

Los días de Diego en Gimnasia

Llegó al Lobo y causó una revolución difícil de explicar. Dirigió ocho partidos en los cuales se abrazó a Gallardo, se peleó con Gastón Fernández y fue homenajeado en todas las canchas que visitó. VIDEO.

DEJÁ TU COMENTARIO