Fútbol Argentino - Liga Profesional

ESCAPE SIN GLORIA

Por Redacción EG · 14 de julio de 2020

A diferencia de otros clubes, donde los jugadores campeones parten vitoreados y con los brazos en alto, los del "Rojo" de avellaneda se marchan en silencio. Un club que se desarma y sangra.

Para Independiente todo tiempo pasado fue mejor. El equipo de Avellaneda cerró el Siglo XX como el más ganador del centenio pasado. Sin embargo, los últimos 20 años del club fueron pobres en títulos y ricos en conflictos.

Luego del ascenso, y tras un par de traspiés, apareció Ariel Holan. El entrenador metió mano, afianzó algunos juveniles, trajo jugadores identificados con él, salió campeón y se autodestruyó.

Basta solo con hacer un recorrido por la formación del campeón de la Copa Sudamericana 2017, para ratificar el desgaste de un equipo que quedó en el corazón del hincha.

Martín Campaña

El arquero charrúa siente que tiene un ciclo cumplido. Las idas y vueltas por las deudas e incumplimientos lo saturaron.

Gastón SIlva

Más allá de que el plantel arregló una forma de pago, el uruguayo se declaró en libertad de acción. Hoy no hay vuelta atrás de los reclamos cruzados.

Sánchez Miño

Burruchaga y Pusineri recibieron esta sentencia del jugador: “Me quiero ir, no quiero seguir. Me entrenaré con los marginados hasta conseguir club”.

Nicolás Tagliafico

Fue vendido después de la obtención de la Copa, tal como le prometió la dirigencia. Se marchó en buenos términos.

Diego Rodríguez

El “Torito” no era del gusto de DT y se le buscó una salida rápida. Fue vendido a Xolos de Tijuana.

Maximiliano Meza

También fue transferido, en este caso al Monterrey de México y con una buena entrada de dinero para el club.

Martín Benitez

Se hartó. El misionero no soportó más la situación del club, siendo el blanco predilecto de los hinchas y partió a préstamo al Vasco Da Gama de Brasil.

Ezequiel Barco

Una de las últimas joyas de Independiente. Luego de la final con Flamengo, forzó su salida al fútbol de la MLS. 

Emmanuel Gigliotti

El caso emblemático. El famoso partido contra River Plate por Copa Libertadores fue el principio del fin de muchas situaciones. Una pelea con Holan que no tuvo retorno. En pleno torneo fue vendido por U$S 2.000.000 al Toluca de México.

Formación del 6 de diciembre de 2017, partido de ida por la Sudamericana 2017. Parados: Alan Franco, Maximiliano Meza, Martín Benítez, Martín Campaña, Gastón Silva Agachados: Juan Sanchez MIño, Diego Rodriguez, Ezequiel Barco, Fabricio Bustos, Nicolás Tagliafico y Emmanuel Gigliotti.

Formación del 6 de diciembre de 2017, partido de ida por la Sudamericana 2017. Parados: Alan Franco, Maximiliano Meza, Martín Benítez, Martín Campaña, Gastón Silva Agachados: Juan Sanchez MIño, Diego Rodriguez, Ezequiel Barco, Fabricio Bustos, Nicolás Tagliafico y Emmanuel Gigliotti.

Más allá de esta formación se pueden sumar los jugadores de ese plantel, que no están en la foto. El venezolano Fernando Amorebieta, quien tuvo una salida conflictiva tras ser colgado por Holan. Nicolás Domingo, amado por la gente, pidió irse en la breve estadía de Sebastián Beccacece como DT. El delantero Leandro Fernández se fue con el pase en su poder, al no acordar su renovación. 

En tres años Independiente dinamitó su capital, y lo que es peor su futuro. Los jugadores entran a la cancha y saludan con los brazos en alto como marca de un pasado glorioso. En la mayoría de los casos, se van con los brazos bajos, como marca su presente. Un escape sin gloria, en un Independiente que se desarma y sangra.

 

Imagen de ESCAPE SIN GLORIA
Fútbol Argentino - Liga Profesional

ESCAPE SIN GLORIA

A diferencia de otros clubes, donde los jugadores campeones parten vitoreados y con los brazos en alto, los del "Rojo" de avellaneda se marchan en silencio. Un club que se desarma y sangra.

DEJÁ TU COMENTARIO