(sin categoría)

Martins, rápido y mortal

Por Redacción EG · 02 de diciembre de 2009

Fue clave en la clasificación de Nigeria al Mundial convirtiendo el gol agónico, jugó en el Inter, en Newcastle y en la actualidad se desempeña en el Wolfsburg. Goles, piruetas y talento.

Personaje de la sección "De la A a la Z" de la revista El Gráfico, edición diciembre 2009

Golazo. Toca, hace la diagonal y mete un bombazo.


Nombre: Obafemi Martins
Fecha de nacimiento: 28/10/1984
Edad: 25 años
Posición: Delantero
Club: Wolfsburg
Nacionalidad: Nigeria

Goles en Newcastle y festejo con pirueta.

Estuvo cerca de la muerte hace dos años. Manejaba su Mercedes por Lagos, capital de Nigeria, y un grupo comando de encapuchados armados lo interceptó y comenzó a dispararle. "Querían matarme. Atiné a meter marcha atrás hasta donde pude y me escondí bajo el volante". Su acompañante fue herido con dos balazos y él resultó sin heridas.

Nació futbolísticamente en el FC Ebedei, equipo de una ciudad a 70 kilómetros de Lagos. Pero se formó en el Inter, club en el que firmó su primer contrato profesional en 2002, a los 16 años. Luego de cuatro temporadas fue transferido a Newcastle United a cambio de 14 millones de euros. Allí jugó tres años y pasó al campeón de la Bundesliga, Wolfsburg, que lo pagó 10 millones de euros.

En el Inter y con su selección.

Tiene dos hermanos que también se dedican al fútbol. El mayor, Oladipupo Olarotimi Martins, que no tuvo una buena trayectoria. Jugó en la Reggiana de Italia, pasó al Inter y fue dejado libre. Continuó su carrera en el Partizan de Belgrado y actualmente integra el Ado Ekiti de su país. El menor, John Ronan pero aún no hizo una carrera fuera de Nigeria.

Oba-Oba su apodo se fortaleció tanto como sus piruetas cuando festeja los goles. Puede realizar la triple mortal con la naturalidad de un gimnasta ruso.

Fue determinante en la clasificación de Nigeria al Mundial de Sudáfrica. De visita en Kenia, necesitaba ganar y que Mozambique derrote a Túnez. El encuentro estaba igualado 2-2, cuando faltando siete minutos, Martins convirtió el gol del triunfo al tiempo que Mozambique liquidaba a los tunecinos. Y se transformó en el ídolo.

Es uno de los pocos jugadores de fútbol capaces de correr los 100 metros en menos de 11 segundos. En el colegio era campeón de atletismo. 

Una curiosidad estadística: Jugó 88 partidos con el Inter y metió 28 goles. En el Newcastle metió 28 goles en 88 encuentros. Ni a propósito se logra algo así.

[GCK]

DEJÁ TU COMENTARIO