¡HABLA MEMORIA!

Anecdotario: tres de Zubeldía a los 22 años

- por Redacción EG: 12/09/2018 -

Hablando de maestros, dos historias de Osvaldo Zubeldía cuando jugaba en Vélez y un titular de diario sobre él, que compite por ser el mejor de todos los tiempos del periodismo nacional.

Como jugador, Zubeldía se inició en Vélez y continuó su carrera en Boca y Atlanta, retirándose en Banfield para dedicarse de lleno a la dirección técnica.

Osvaldo Zubeldía recuerda de sus primeros tiempos de Vélez, en 1949, un partido que iban perdiendo contra Atlanta por 2 a 0: "El que perdía ese partido quedaba cola en la tabla. Al terminar el primer tiempo, Rugilo entró a los vestuarios y pegó una trompada contra la pared que casi la voltea: “¡Si perdemos este partido los mato a todos!...”. Yo tenía 22 años y me pegué un susto bárbaro. Pero por la impresión o lo que sea, salimos a jugar el segundo tiempo, ganamos 3 a 2 y yo hice el gol del triunfo..."

***

A partir de ese partido que ganó Vélez con angustia, como se estaba peleando contra el descenso, don Pepe Amalfitani tomó una medida heroica: otorgar dos mil pesos de premio por partido ganado, casi una enormidad para esa época. "El asunto fue que empezamos a voltear muñecos", rememora Zubeldía, "y cuando llegamos al último partido estábamos entre los cinco primeros. Fuimos a La Plata para jugar contra Estudiantes, y don Pepe hacía una fuerza bárbara para que no ganáramos, porque el resultado tenía muy poco valor, pero igual tenía que pagarnos el premio prometido. Sobre la hora, Chupete Allegri pateó desde lejos, le hizo el gol del triunfo al Cholo Ogando y Amalfitani se quería morir..."

***

Uno de los más importantes triunfos de aquella serie ganadora del Fortín en 1949 fue contra River, en cancha de Ferro. Vélez se impuso 5 a 3 y Osvaldo Zubeldía, un anónimo juninense hasta esa tarde, le marcó tres goles al legendario Amadeo Carrizo. Esa noche, en LA RAZON sexta, Juan Tribuna le dedicó al joven goleador este juego de palabras:

"CUANDO ZUBELDIA EN VELEZ, BAJA LA NOCHE EN RIVER..."

 

Por Redacción EG: 12/09/2018

Para seguir leyendo:

Golazos Criollos: Marcelo Espina, de mitad de cancha en 1994

En su segundo ciclo en Platense, hizo uno de los mejores goles de su vida pero como el rival fue Lanús, el último club donde había jugado, no lo gritó. Hombre con códigos.

2005. COUDET 100x100

A los 30 años, Eduardo Coudet recibe a El Gráfico para someterse a las 100 preguntas. Querido en todos los clubes donde jugó, el actual técnico de Racing, repasa su catálogo de diabluras.

Superliga : todos los goles de la fecha 6

En el podio: el del Pity en el Superclásico, el que armaron Álvarez y Matos en Atlético Tucumán y el golazo desde 30 metros de Mendoza para el Globo. Con sonido ambiente

El triunfo de Racing para ser puntero

Racing le ganó a Unión 1 – 0 en Avellaneda, con gol de cabeza de Augusto Solari. De esta manera el equipo de Coudet encabeza en soledad la Superliga. La síntesis con sonido ambiente.

Calor de horno de barro y aroma de pan casero

En 1972, tras un partido en Mendoza con Huracán, Osvaldo Ardizzone acompaña al inolvidable Roque Avallay a su casa natal, allá en Maipú, donde están sus viejos afectos. Una nota que parece un poema.

25 de Septiembre de 1973, el triunfo del “equipo fantasma”

Fornari, Poy y Kempes, los rostros de una Selección Argentina que tuvo la misión de entrenarse por varias semanas en la altura de Tilcara para enfrentar a Bolivia y conseguir una victoria clave por Eliminatorias.

Golazos Criollos: Juárez le rompe el arco a Fillol en 1981

El veloz puntero izquierdo de Ferro, protagonista del campeonato en la pelea con Boca, le gana a River de visitante con este fortísimo remate de pierna derecha, inatajable para el gran “Pato”.

Mi personaje favorito: Carlos Pairetti

1972. Roberto Cardozzo destaca la figura del piloto del Turismo de Carretera, oriundo de Santa Fe, que brilló en el campeonato de 1968, en el que el “Trueno Naranja” se quedó con el título.

Una jugada inexplicable

En la Liga de Arabia Saudita, se enfrentaron el Al Faisaly frente al Ohod. En el ataque del Faisaly se dio este suceso de errores e infortunios que termina de la mejor manera posible para que sea antológica.