¡HABLA MEMORIA!

Los locos del fútbol: Blazina

- por Redacción EG: 12/04/2018 -

En el arco hay tiempo para pensar, al margen del partido que se juega allá lejos, por eso tantos arqueros salen rayados. Como Mierko Blazina, un húngaro que atajó 12 años en San Lorenzo.

Mierko Blazina, el húngaro que atajó para San Lorenzo entre 1943 y 1955, aparte de tener el record de partidos jugados entre los arqueros del Ciclón, fue record en materia de sangre fría. Se jugaba a cuatro, cinco metros de su arco, y Blazina estaba allí, impasible, como si el juego estuviera en la valla de enfrente o él se encontrara en alguna otra cancha muy distante de allí.

En 1954 jugaban Ferro y San Lorenzo en Caballito. Hubo un tiro libre para los verdes y mientras Piovano se preparaba para patear, Blazina acomodaba la barrera. Y lo hizo con tanto esmero, indicándole a éste que se corriera un cachito más a la derecha, al otro que no abriera las piernas, a aquellos dos que se apretaran más, que cuando se quiso acordar la pelota estaba adentro... “La barrera todavía no me gustaba”, le confesó después a un amigo, “pero ya que me habían hecho el gol, la dejé así, no más...”

Se hizo famoso por sus rarezas, que incluían contenciones magistrales (como aquel penal que le sacó a Cerviño en la inolvidable campaña sanlorencista del 46) y distracciones increíbles (como el tiro libre del Piovano). Y también por su cábala de colocar un papelito con una piedra adentro unos centímetros delante de la raya del área chica y en la línea del centro del arco. Era cábala y también guía para ubicarse en el arco, sobre todo cuando volvía de apuro. Lo que prueba que tampoco era tan rayado como la gente pensaba...

(El Gráfico 1972, textos: Juvenal)

Por Redacción EG: 12/04/2018

Para seguir leyendo:

1989. Y después de Bochini ¿Quién? Por Juvenal

Con Maradona en Italia, con Alonso y Bochini retirados, Juvenal se preguntaba quien sería el heredero de esa misma clase, talento y magnetismo, quien pudiera cubrir la exigencia que históricamente arrastra consigo LA 10 en el fútbol argentino.

17 de Julio de 1963, Ángel Clemente Rojas

Un grande de la historia de Boca, a pocos meses de debutar en Primera, le convertía 2 goles a Independiente para ganar 3 a 2 en la Bombonera.

1932. José Ribas, el canillita que conquistó al mundo

Ribas se transformó en fondista en el barrio de La Boca voceando el diario. El oficio le obligaba a correr. En 1932 marcó para la historia del atletismo argentino un récord del mundo: el de los 30 km.

La épica coronación de Francia

Justo en el momento de la entrega de la Copa un tremendo diluvio cayó sobre Moscú y le brindó un marco de película a la coronación de Francia. Todos empapados (menos Putín). Video para la historia.

16 de Julio de 1954, Juan Manuel Fangio

A bordo de un Mercedes-Benz W 196 R, el piloto argentino conseguía el primer lugar del Gran Premio de Francia, en el circuito de Reims.

El blooper del arquero francés para la historia

Cuando iban 4 a 1 y Francia se floreaba, el guardavalla Lloris quiso cancherear en el área esquivando a Mandzukic, pero el croata puso la pierna y embocó el segundo gol. Caballero hizo escuela.

El fatídico gol en contra que abrió la final

El croata Mandzukic peina un centro de Griezmann al área e introduce la pelota en su propio arco para regalarle a Francia la apertura del marcador, nada menos, que en la final del Mundial de Rusia. VIDEO

¡Francia es el nuevo campeón del mundo!

El conjunto dirigido por Deschamps logró obtener su segunda copa del mundo en Rusia 2018 tras derrotar por 4-2 a Croacia. Mandzukic en contra, Griezmann, Pogba y Mbappé fueron los autores de los goles para la victoria.

15 de Julio de 1986, histórica victoria del básquet argentino

En una especie de precuela de La Generación Dorada, el día 13 se le ganó en el Mundial de España a los Estados Unidos, quien finalmente sería el campeón, en un épico partido.