Fútbol

Malvinas: la foto que nunca debió existir

En 1982, Daniel Massad jugaba de arquero en las inferiores de Banfield pero fue llamado a la Guerra de Malvinas. Fue uno de los cientos de soldaditos heroicos que dieron su vida por la patria en una guerra absurda.

Recién hace unos meses se reconocieron los restos de Daniel Massad. La semana pasada, 36 años después de su fallecimiento, sus padres pusieron flores por primera vez en una tumba con su nombre en el cementerio Darwin de las Islas Malvinas.