Fútbol

Mundial 86. Así fue el nucazo de Dios

Una acción heroica encandilada por los goles de Maradona: Julio Olarticoechea realiza un vuelo inverosímil para impedir el gol del empate inglés que obligaba a ir al alargue. ¡Gracias totales Vasco!

Mundial 86. Así fue el nucazo de Dios

El Vasco Julio Olarticoechea recordaba en El Gráfico en el 2014 la salvada de su vida:

Fue una jugada parecida al primer gol, yo sabía que Barnes encaraba y sacaba el centro, entonces seguí y cuando llegó la bola atiné a zambullirme, con Lineker encima, hice un movimiento apenitas con la nunca, y eso que no tengo mucho cogote, ja, ja. Fue muy difícil, porque era en contra de la jugada. Caímos los dos adentro del arco, sentí que me pegó la pelota, pero no sabía si había entrado o no. Después, jodiendo, la bauticé “la nuca de Dios”, para darme manija. Si metía el gol en contra, todavía me lo estaría reprochando, hubiera vivido amargado hasta ahora. Si me pasó con un penal errado a los 12 años, imaginate un gol en contra en un Mundial.

Siempre digo lo mismo: un jugador puede ser de selección o no por un detalle, en este caso de concentración. Si no hubiera estado concentrado, no llegaba a cerrar. Muchas veces uno ve jugadores buenos y se pregunta: “¿por qué no están en la Selección?” Y… algún detalle deben tener, yo creo que hay jugadores que se desconcentran y eso, los técnicos lo ven. Te olvidás de cerrar en un Mundial y marchaste.