Fútbol

¡Salud! Por un partido feliz

Los capocómicos Juan Carlos Calabró, fanático de River, y Juan Carlos Altavista, loco por Boca, le hacen pito catalán a las costumbres del brindis y chocan los pocillos de café por un Superclásico feliz.

Para El Mingo (Altavista) el Boca River es la oportunidad de cargar a los amigos “con respeto”.

Y para El Contra (Calabró) un motivo de reflexión: “Los de River no podemos perder, si perdemos es porque pudimos”.

Altavista y Calabró fueron dos genios que le alegraron la vida a millones de argentinos por décadas. Los vamos a extrañar  siempre. ¡Salud!