Notas de la revista

Federico Bruno, pim, pum, pam

El atleta olímpico en respuestas cortitas … y al pie.

En mi iPod suena... Soda Stereo.

Cuando me enojo... exploto. De todas maneras, suelo enojarme poco.

Mi ídolo es... Hicham El Guerrouj, récord mundial en 1500 metros, campeón olímpico en 1500 y 5000 en Atenas 2004. Lo admiro por lo que fue como atleta y por su integridad como persona.

El mejor lugar que conocí por trabajo es... Madrid, una ciudad ideal para entrenarse y competir.

Amo... el atletismo. No puedo estar sin correr; cuando estoy de vacaciones, salgo a correr igual. Siento que, si no corro, es como si no comiera o no durmiera.

Detesto... la mediocridad.

En mi tiempo libre... disfruto de pescar, cazar y jugar al golf. Me encantan los espacios al aire libre.

No me puede faltar... Florencia, mi mujer.

Mi comida preferida es... la chatarra. Me gustan las hamburguesas de cadenas americanas. Pero no las del payaso, ja, ja.

Mi bebida favorita es... la soda.

No entiendo nada sobre... fútbol. Soy curioso; suelo investigar sobre todos los temas de cultura general. Pero, si me hablan de fútbol, estoy en el horno.

Pocos saben sobre mí... que, tanto en el aspecto deportivo como en el personal, voy al límite. Siempre quiero lo mejor en todos los órdenes de la vida.

Mi lugar en el mundo es... Concordia, ciudad de Entre Ríos donde nací y me crié.

Le tengo miedo... al fracaso.

Mi sueño es... una vez retirado, estar al frente de una provincia argentina y después, por qué no, del país.

El hombre que crece en los 1.500
Nació el 18 de junio de 1993 en Concordia, Entre Ríos; tiene 24 años y es uno de los talentos del atletismo argentino. A los 11, le propusieron dejar el fútbol para ponerse a correr. Al principio, no era negociable. Hasta que comenzó a ganar trofeos en competencias atléticas, lo que lo motivó a seguir.
Al elegir los segmentos más fuertes de su corta carrera, Federico Bruno, especialista en 1500 metros, no duda: “Haber ganado mi primer nacional de cross, en Cadetes, cuando tenía 14 años; haber conseguido la medalla dorada en los Juegos Odesur 2014 en los 1500, haber competido en los Juegos Olímpicos de Río 2016 (ocupó el 137º puesto en maratón) y haber participado en el Mundial de Londres (su primera experiencia mundialista en Mayores)”. Récord argentino en 1500 metros (3:38.35), se consagró campeón sudamericano en la distancia que mejor le sienta en Asunción, Paraguay, en junio.
Flamante papá de Alma, el fruto del amor junto a Florencia, desea clasificarse a los Juegos de Tokio 2020 y ser finalista olímpico.

Nota publicada en la edición de Septiembre de 2017 de El Gráfico