En general los deportistas deben realizar planes de alimentación de acuerdo a sus necesidades, tanto para favorecer el rendimiento deportivo como para reducir o incrementar su peso. Pero hay ciertos conceptos que no permiten que esta sea del todo saludable y equilibrada.
En el ámbito nutricional son muchas las creencias  que se tienen en cuenta a la hora de realizar una dieta; sin embrago, en el caso de los deportistas no siempre es beneficioso seguir este tipo de “mitos” que aseguran el éxito. Si no tienen la posibilidad de consultar un profesional, acá le brindaremos algunas recomendaciones para que no cometan errores frecuentes que arruinen su preparación física.
El error más común es el de suprimir las grasas y esto no es para nada saludable. Si bien su ingesta debe ser moderada, las grasas cumplen funciones muy importantes dentro del organismo, desde cubrir órganos, hasta generar combustible en deportes de largo aliento.Es por esto que recomendamos elegir el tipo de grasa a consumir, priorizando las de origen vegetal (frutas secas, aceites sin cocinar) y asegurarse que sean 100% naturales y no hayan pasado por procesos de hidrogenación que los conviertan en grasas trans, las que por recomendación de la Organización Mundial de la Salud no deben superar el 1% de la ingesta diaria.
También encontramos muchos deportistas que aumentan su consumo de proteínas en desmedro de las frutas y verduras. La mayoría de estos nos cuentan que la eligen por tener “más calorías en menor cantidad de volumen” y que “me ayuda a ganar masa muscular”. Si bien ambas afirmaciones pueden resultar correctas, también lo es que hay un límite donde el consumo de proteínas no genera más fuerza ni masa muscular, por lo tanto no es conveniente superar el 15% del consumo calórico total en proteínas y que el 70% de estas sean de origen animal, como la carne, huevos y lácteos.
Las frutas y verduras aportan gran cantidad de vitaminas y minerales, por lo que se deben tener en cuenta para evitar un déficit de algunos de estos en el organismo. Si el objetivo es perder peso conviene utilizarlas con frecuencia en la alimentación, con 2 o 3 ingestas diarias, entre frutas y verduras de todo tipo y color.
Seguir una dieta adecuada a sus necesidades hará que se sientan saludables y mejorará su rendimiento físico, además de prevenir enfermedades y lesiones. Busquen los alimentos que más les guste, combínelos adecuadamente y que la alimentación sea parte de su rutina.
0 comentarios

mensaje

Te quedan 500 caracteres
PUBLICAR