En el mediodía del viernes y mientras realizaba un trabajo en la gomería del autódromo “Oscar Cabalén” de Alta Gracia, dejó de existir, a los 28 años, Gabriel Werner, quien estaba cumpliendo con su labor de Director de Equipo en la escuadra que tenía en la Fórmula Plus de Córdoba. El fatal suceso se produjo cuando un neumático que estaba inflando el mismo Werner estalló y la llanta se desprendió y lo golpeó en la cabeza, resultando gravemente herido, y falleciendo posteriormente, cuando era trasladado hacia la capital provincial.

Formado en una familia netamente ligada al automovilismo (su padre José es miembro de la Comisión Directiva del Club de Volantes Entrerrianos), Gabriel se integró en el último tiempo al Turismo Nacional, categoría en la que cumplía con el papel de Director Deportivo de la escuadra FN Racing, asistiendo al Peugeot 307 de Franco Novillo, con quien alcanzó el triunfo en Paraná, a mediados de año.

La capacidad y experiencia alcanzada en su etapa como piloto de la Fórmula Renault Argentina y la Fórmula 3 Sudamericana, las aplicó en su docencia y así formó uno de los equipos más importantes en la categoría de monopostos nacional, obteniendo junto a su hermano Mariano, al volante de uno de sus autos, el bicampeonato en la especialidad, durante 2006/07.

Los integrantes de la Comisión Directiva de APAT y todo el Turismo Nacional les hicieron llegar las más profundas condolencias a la familia Werner y el automovilismo deportivo argentino en general los acompañan en este difícil momento.

0 comentarios

mensaje

Te quedan 500 caracteres
PUBLICAR